Información y curiosidades

¿Qué es la depilación láser? Opiniones, resultados e información

          La depilación láser es una de las técnicas que existen en el amplio mundo de la depilación. Es una de las últimas en llegar hasta nuestras vidas, por no decir la última. Esto fue posible ya que en 1958 se descubrió el láser. Esto hizo que en 1994, hace apenas 20 años, se desarrollara el láser Rubí de alta potencia, que fue el utilizado inicialmente para eliminar el vello, o como mejor conocemos, para depilar. Este método al principio solo se podía utilizar en pieles muy claras, ya que había un gran peligro de producir quemaduras.
Pero con el paso del tiempo y gracias a los grandes avances tecnológicos, el uso de la depilación láser fue mejorando más y más, y ahora mismo es una de las técnicas más novedosas y utilizadas en el mundo de la depilación.

 Los resultados de la depilación láser son espectaculares comparados con otras técnicas

Hoy en día son varios los tipos de láser que se utilizan en la depilación láser. Su diferencia principal es la longitud de onda que emiten, ya que dependiendo de dicha longitud, actuarán de una manera en un tipo de vello o en otro.

Los tipos de láser que se utilizan para la depilación láser son los siguientes:

Láser Diodo: Tiene una longitud de onda de 810nm, y se emplean para las pieles oscuras y vellos oscuros.

Láser Rubí: Tiene una longitud de onda de 696nm, y son utilizados en la mayoría de casos para la depilación láser de pieles claras y vello negro.

Láser Alejandrita: Tiene una longitud de onda de 755nm y es utilizado en la depilación de pieles de color medio con un vello oscuro.

Láser Neodimio-Yag: Tiene una longitud de onda de 1064nm, y se utiliza en las depilaciones láser de todos tipos de piel, pero tiene una eficacia menor que la del resto de láser que hemos visto anteriormente.

 

¿Cómo actúa el láser en la técnica de la depilación láser?

          Hay que saber que nuestro vello contiene melanina, que es el elemento que le da color. Cuando el haz de luz del láser, con una determinada longitud de onda e intensidad ya calculada interacciona con nuestro vello, la energía lumínica que se aplica del láser es absorbida por la melanina del vello y la transforma en calor, por lo que el bulbo piloso del vello se destruye. Este proceso es conocido como fototermolisis selectiva, y no afecta a los tejidos que se encuentran alrededor.

          El láser actúa en las zonas oscuras de la melanina, por lo que no es muy eficaz utilizar una depilación láser en vello muy claro, ya que tendrá unos resultados no muy buenos, aunque aun así hay tratamientos que los permiten.

 

¿Es lo mismo la fotodepilación (IPL) que la depilación láser?

        Esta pregunta seguro que nos la habremos planteado en más de una vez, o seguramente la hayamos oído en algún conocido. Muchas veces no se distinguen ambos términos, pero no, no significan lo mismo.

          La depilación láser debe de ser realizada por médicos especializados, ya que es un tratamiento médico. En esta técnica, el haz de luz interacciona con el vello, la energía aplicada la absorbe la melanina y se transforma en calor, haciendo desaparecer el vello.

          Por otra parte, la fotodepilación, o IPL, que viene del inglés Intense Pulsed Light, utiliza una luz que está formada por fotones que se desplazan por el espacio a diferentes longitudes de onda. Este haz de luz es policromático y multidireccional. Para poder utilizar esta técnica hay que rasurar el vello de la zona que vamos a depilar, y hay que ajustar los parámetros del haz de luz para obtener buenos resultados. También hay que proteger la zona a depilar con un gel especial.

Hay que decir que la fotodepilación es más económica y causa menos dolor, pero la depilación láser tiene, a la larga, mejores resultados.

          Es cierto que la fotodepilación abarca tanto la técnica de luz pulsada intensa, IPL, como la depilación láser, por lo que visto de otra manera, se podría llegar a decir que la depilación láser es un tipo de fotodepilación, que es un concepto más general.

depilación láser tecnologíaUno de los aparatos utilizados en la depilación láser

 

¿Que zonas de mi cuerpo podría depilar con la depilación láser?

          La verdad es que pocas zonas del cuerpo se escapan a la depilación láser, ya que casi cualquier zona que contenga vello podremos depilarla y realizar esta técnica. Pero las zonas más depiladas y que normalmente ofrecen las clínicas son las siguientes:

Zona facial: entrecejo, labios, fosas nasales, orejas, pómulos, patillas, barbilla, carrillos, cuello, nuca y barba.

Extremidades superiores: zona intermamaria, areolas, manos, dedos, axilas, hombros, brazos, espalda y tórax.

 

depilación láser zonaDepilación láser en sobaco

Extremidades inferiores: ingles, pies, dedos, muslo, piernas, tórax.

Zonas íntimas: genitales masculinos, labios mayores, cachetes, monte de venus, glúteos, pubis, entrepierna y zona perienal.

 

Precios, sesiones y ventajas de la depilación láser

El precio de estas sesiones también será muy variable, dependiendo de la clínica de depilación láser que hayamos elegido, la zona y el tipo de láser. Pero así por estadística, hay que saber que los precios que rondan el mercado son los siguientes:

–        Zona de areola, dedos, entrecejo, manos, labios, barbilla, orejas, nariz: aproximadamente 30 euros por sesión.

–        Zona de pies, manos, nuca, ingles, tórax, axilas: aproximadamente 50 euros por sesión.

–        Zonas íntimas como los genitales, glúteos, pubis, ingles, pechos, barba, abdomen: aproximadamente 100 euros por sesión.

–        Piernas completas, torso y espalda: aproximadamente 200 euros por sesión.

 

depilación láser ingles

Zona ingles tratadas con depilación láser

          Es cierto que veremos promociones y publicidades engañosas, ya que nos intentarán vender que tan sólo en un par de sesiones ya nos olvidaremos de nuestro vello. Hay que saber que todo esto es mentira, y que vamos a necesitar un número mayor de sesiones, dependiendo de qué tipo de depilación láser y que zona elijamos. Dependiendo de todas estas variables, es posible que necesitemos 5, 10, 15 o 20 sesiones, aunque todo esto depende mucho, por lo que no podemos calcularlo a ojo, ya que aunque en 5 o 6 sesiones hayamos perdido todo el vello de la zona a depilar, muchas veces con el paso del tiempo vuelve a salir algún que otro pelo rebelde que hay que eliminar.

Un aspecto muy importante a la hora de elegir la depilación láser respecto al resto de depilaciones es el tema de la comodidad, ya que es muy cómodo olvidarnos de tener que depilarnos una vez que hayamos realizado las sesiones de depilación láser que nos hayamos propuesto!

Por eso hay que tener en cuenta el tema de los bonos que ofrecen las distintas clínicas para realizar una depilación láser, ya que aunque a simple vista nos asuste el precio, a la larga nos resultará mucho más económico. También hay que tener en cuenta que esto es temporal, ya que si sumamos todo lo que nos gastaremos a lo largo de nuestra vida en cremas, lociones depilatorias, tiras, etc. Puede que valga la pena.

Anímate e infórmate!